• Cómo hacer carcasas personalizadas

  • Si ingresas a cualquier tienda, en línea o física, seguro encontrarás opciones de carcasas por millón. Toda especie de estampados y modelos que no podrías nunca terminar de revisar. Pero a veces en vez de comprar una carcasa cualquiera o encargar una personalizada por alguna persona desconocida quizás al otro lado del mundo, quieres hacerla por tu propia cuenta, salga bien o mal, nada te quita el mérito de hacerlo con tus manos. Aquí te decimos como puedes hacer carcasas personalizadas.

    Consigue la carcasa base

    Ya sea que compres carcasas en blanco, o hagas la tuya propia con algún polímero o material rígido, es de lo más importante que consigas la base correcta para poder hacer la personalización correspondiente. Si la compras pues ya tienes este paso listo. Si decides hacerlo por tu cuenta recuerda recubrir tu móvil con un globo o filme de plástico para no dañarlo al verter el material que hará la carcasa cuando se endurezca. Y ten paciencia mientras dicho material se seca, si intentas sacar el móvil antes de tiempo puedes dañar el molde y tendrás que comenzar desde cero.

    Cintas y adhesivos

    Carcasa personalizada

    Si tienes cintas adhesivas de colores puedes hacer muchos patrones sencillos y con ello personalizar la carcasa, desde franjas sencillas alternando los colores hasta una especie de tejido más complicando donde las intercales.

    Pintura acrílica

    Con cualquier pintura seguro que podrás realizar todo tipo de obras maestras sobre tu carcasa, pero considera que necesitas algo resistente porque la carcasa suele estar entrando y saliendo de tus bolsillos o golpeándose dentro de un bolso o morral, así que la pintura que uses debe ser particularmente resistente al uso, es por ello por lo que una buena recomendación es la pintura acrílica, aunque esto también depende del material de la carcasa. También siempre es buena idea repasar todo con barniz transparente al finalizar, esto le dará más resistencia.

    Pega todo lo pegable

    Con un buen pegamento fuerte las posibilidades son infinitas. Puedes pegar lo que quieras a tu carcasa para personalizarla sin miedo a que mañana se te vaya a despegar.